Páginas

Faro sin mar..

miércoles, 26 de septiembre de 2012

Titular del recibo


 


Vas escribiendo
lo que quieres recordar de tu vida
con la mejor letra entre dos renglones.

La letra casi gótica con la que pusiste mi mama me ama.

De pronto aparecen los borrones
y tu madre no te regaña
porque se la llevaron
al sitio del primer recibo que viste.
Y quedan los borrones.
Y el tintero.
Y el plumín.
Y la onza de chocolate.
Y el hule.
Y el infernillo.
Y la radio.
Y el almanaque.
Y el recibo de los muertos.

El del alquiler del piso
en donde me inscribieron de beneficiario.

Ahora soy el titular.

Dicen que con paciencia y esfuerzo todo llega.

Todo pasa y todo queda, don Antonio.
 No me gustan estos tiempos...
 
 


 © Mariano Crespo Martínez





               
                       

No hay comentarios:

Publicar un comentario