Páginas

Faro sin mar..

miércoles, 10 de octubre de 2012

Paseo de otoño



Que hermoso es el paseo
con un poeta
en una mañana de otoño
cuando el sol pide a gritos
la dimisión del Gobierno.

Tú, sin embargo,

preferiste estar en Roma
en donde el Papa
nombra doctores de la iglesia
cuando el que está enfermo es el pueblo.

De rodillas en el Vaticano,
curioso lugar sagrado,
en el que el loco de Judea está proscrito
pero se recauda en su nombre,
y en dónde el único que no pierde los papeles
es el mayordomo.

© Mariano Crespo Martínez



                       

                     

4 comentarios:

  1. Nos lo cruzamos mi morena y yo en un Sant Jordi glorioso, ese Maestro nos sobrecoge con sus palabras sabias. Qué suerte la tuya...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, la verdad, siempre es un placer charlar con Luis y, por supuesto, leerle.
      Un abrazo.

      Eliminar