Páginas

Faro sin mar..

sábado, 7 de septiembre de 2013

Augurio


Dejé de pedir
prestada 
una palabra
a una mujer
desde que me dijo:

Olvídame. 

Y como en un murmullo, breve
-quiero decir una hecatombe-



cerró la entrepierna.


© Mariano Crespo 




                      

No hay comentarios:

Publicar un comentario