Páginas

Faro sin mar..

domingo, 1 de julio de 2012

La inocente infancia



 El suicidio perfecto
se podría consumar de niño
cuando piensas:
ahora me muero
y les jodo la cena.


Todos llorarán compungidos:
 
por qué no dejamos ir al niño,
con lo poco que nos hubiera costado.

Y ahora, fíjate, muertecito.

De mayor me maté varias veces y no ha importado ni un comino.


 
© Mariano Crespo Martínez


                       
                     

No hay comentarios:

Publicar un comentario