Páginas

Faro sin mar..

sábado, 25 de mayo de 2013

Una noche en Zaragoza



                                  Fran Picón


Una noche en Zaragoza delirante
como una jota Ebria
o como si la luna
se bebiera de un trago el río y su cauce.

Alguien pudo confundirme

con las ruinas romanas 


y a Fran con Cesar Augusto 


contemplada la ciudad desde mis ventanas.



Un grupo de mujeres se empeñó en la tarea

de cubrirme de besos para protegerme del Cierzo

con un Ebro tan pletórico que bajaba marea.



Puse el nombre de deseo al nuevo tranvía

que pasaba a la sombra de la basílica

en memoria del perdido que no entiende la guía.



En añoranza mía

que gozaba como Zara

de su aragonmanía.

Una noche en Zaragoza delirante
como una jota Ebria
o como si la luna se bebiera
de un trago el río y su cauce. 




© Mariano Crespo Martínez






                    

                   

1 comentario:

  1. Que guapos los dos:))) y que bien recitasteis.
    Que gozada.

    ResponderEliminar