Páginas

Faro sin mar..

miércoles, 6 de febrero de 2013

Hipótesis de Reencarnación




Si en la reencarnación supiera creer
con tal energía que la reencarnación cierta hiciese,
gustaría de nacer mujer
si la reencarnación, claro, supiese.


Acaso por ver la vida
del otro lado de los diálogos de su novela
en donde se escribe: dijo ella.


Y siendo mujer
quisiera ser maestra.

Me llamaría, claro está, reEncarna.


Y si vivir celibe no escogiera,
estaría casada con un arquitecto.
Con alguien que hiciera cosas prácticas,
para compensar, como apuntaría Freud.
mi sentido de culpa por una vida yerma pasada.



Creo que sería madre.

Creo no sería ni virgen, ni alférez ni monja.
No es de mi gusto,
sea cual sean mi género,
pertenecer a una secta.


Hay oficios y cosas que abomino
hasta salirme granitos en la memoria.


No querría ser percha ni regla
ni cerámica de aparador Recuerdo de Noja.


Aunque tal vez, si objeto fuera,
gustaría ser un taxi

con licencia válida para todo el planeta,
y ayudar a quien lo hubiera descubierto
a encontrar lo que más desea.


Y un día, un viernes como otro cualquiera,
 pasara a mi vera una dalia y se subiera.
Y sin decir esta corola es mía

te reconociera.
Que eras tú no dudara un instante,
y en un instante te redescubriera.



Ese minuto de estar en vilo
 hasta que me brotasen del recuerdo a la boca
las palabras:
pétalo, estambre, pistilo...

En fin, desde otra vida, la misma primavera.




© Mariano Crespo Martínez




                        

No hay comentarios:

Publicar un comentario